Archivos en la Categoría: CORRUPCIÓN POLÍTICA

Judith Bergman : “La ONU declara una guerra sin cuartel a la libertad de expresión”

La ONU declara una guerra sin cuartel a la libertad de expresión

Escrito por Judith Bergman

En enero, el secretario general de Naciones Unidas, Antonio Guterres, encargó “un plan de acción global contra el discurso y los delitos de odio con carácter de urgencia”, y dijo que los gobiernos e instituciones tienen que “movilizar soluciones que atiendan a los temores y ansiedades de la gente con respuestas”. Una de esas respuestas, pareció sugerir Guterres, es acallar la libertad de expresión. En la imagen, Antonio Guterres. (Foto: Fiona Goodall/Getty Images).

 

En enero, el secretario general de Naciones Unidas, Antonio Guterres, encargó a su asesor especial para la Prevención del Genocidio, Adama Dieng, que “presentara un plan de acción global contra el discurso y los delitos de odio con carácter de urgencia”. En una rueda de prensa sobre los retos de la ONU para 2019, Guterres sostuvo: “El mayor reto al que se enfrentan hoy los gobiernos e instituciones es demostrar que nos preocupamos, y movilizar soluciones que atiendan a los temores y ansiedades de la gente con respuestas”.

Una de esas respuestas, pareció sugerir Guterres, es acallar la libertad de expresión.

“Tenemos que incorporar a todos los segmentos de la sociedad en la batalla por los valores a la que se enfrenta nuestro mundo de hoy, abordar el aumento del discurso del odio, la xenofobia y la intolerancia. Oímos ecos problemáticos y llenos de odio de tiempos muy lejanos —dijo Guterres—. Opiniones tóxicas que están penetrando los debates políticos y contaminando el discurso general. No olvidemos nunca las lecciones de los años treinta. El discurso y los delitos de odio son una amenaza directa a los derechos humanos”.

Guterres añadió: “Las palabras no bastan. Necesitamos ser eficaces a la hora de afirmar nuestros valores universales y al abordar las causas originarias del miedo, la desconfianza, la ansiedad y la ira. Esa es la clave para conseguir que se una a la defensa de esos valores que hoy están tan gravemente amenazados”.

Dicho con otras palabras, olvidemos por completo del libre intercambio de ideas: a la ONU le parece que sus “valores” están amenazados y que, por lo tanto, hay que acallar a aquellos que critican esos valores. No sólo eso, sino que —sin ninguna ingenuidad— la ONU está comparando a los que disienten de sus intereses con el auge del fascismo y el nazismo en los años treinta.

Ya está listo el plan de acción del que hablaba Guterres en enero. El 18 de junio, Guterres presentó la “Estrategia y plan de acción de Naciones Unidas contra el discurso del odio”:

“El discurso del odio es […] un ataque a la tolerancia, la inclusión, la diversidad y la propia esencia de nuestras normas y principios sobre los derechos humanos”, dijo Guterres. También escribió un artículo sobre el tema: “A los que insisten en utilizar el miedo para dividir comunidades, debemos decirles: la diversidad es una riqueza, nunca una amenaza […]. No olvidemos, al fin y al cabo, que cada uno de nosotros somos un ‘otro’ para alguien, en alguna parte”.

Según el plan de acción, “el odio se está trasladando a la corriente general, tanto en las democracias liberales como en los sistemas autoritarios. Y cada vez que se rompe una norma, se debilitan los pilares de nuestra humanidad común”. La ONU lo considera una función crucial en sí misma: “Por una cuestión de principios, Naciones Unidas debe enfrentarse al discurso del odio en cada ocasión. El silencio puede ser una señal de indiferencia al fanatismo y la intolerancia”.

Naturalmente, la ONU asegura a todo el mundo que “abordar el discurso del odio no significa limitar o prohibir la libertad de expresión. Significa impedir que el discurso del odio crezca y se convierta en algo más peligroso, en especial en incitación a la discriminación, la hostilidad y la violencia, que están prohibidas por el derecho internacional”.

Salvo que desde luego que la ONU intenta limitar la libertad de expresión, en particular el que cuestiona la agenda de la ONU. Esto se hizo evidente en lo relativo al Pacto Mundial para la Migración Segura, Ordenada y Regular, en el que se afirmaba explícitamente que debía cesar la financiación pública de “medios que promueven sistemáticamente la intolerancia, la xenofobia, el racismo y otras formas de discriminación” hacia los inmigrantes.

Quedó por definir qué es lo que constituye intolerancia, xenofobia, racismo o discriminación, por supuesto, lo que hace que en la disposición quepa cualquier cosa, muy oportuno para los gobiernos que quieren retirar la financiación de los medios que disienten de la actual ortodoxia política sobre la inmigración.[1]

A diferencia del Pacto Mundial de la ONU, el plan de acción de la ONU contra el discurso del odio sí incluye una definición de lo que ésta considera “odio” y resulta ser la definición más amplia y vaga posible:

“Cualquier tipo de comunicación verbal o escrita o conducta que ataque o utilice un lenguaje peyorativo o discriminatorio en referencia a una persona o grupo basado en quiénes son o, dicho de otra forma, basado en su religión, etnia, nacionalidad, raza, color de piel, origen, género u otro factor identitario”. Con una definición tan amplia como esta, cualquier discurso se puede calificar “de odio”.

El plan de acción “tiene por objetivo dar a Naciones Unidas el margen y los recursos para abordar el discurso del odio, que representa una amenaza para los principios, valores y programas de Naciones Unidas. Las medidas que se tomen serán acordes con las normas y estándares internacionales sobre derechos humanos, y en particular la libertad de opinión y expresión. Los objetivos son dobles: reforzar las labores de la ONU para abordar las causas de raíz y lo que impulsa el discurso el odio [y] mejorar la eficacia de las respuestas de la ONU al impacto del discurso del odio en las sociedades”.

La ONU deja claro en el plan que “aplicará acciones a nivel mundial y nacional, y también reforzar la cooperación internacional entre los organismos de la ONU pertinentes” para combatir el discurso del odio. Considera que “abordar el discurso del odio es responsabilidad de todos: gobiernos, sociedades y sectores privados” y concibe “una nueva generación de ciudadanos digitales, con el poder de reconocer, rechazar y plantar cara al discurso del odio”. Qué mundo feliz.

En el plan, la ONU establece una serie de áreas de prioridad. Al principio, la ONU “tendrá que saber más para actuar con eficacia” y, por lo tanto, “dejará que los organismos pertinentes de la ONU […] detecten, vigilen y recopilen datos y analicen las tendencias del discurso del odio”. También intentará “adoptar una comprensión común sobre las causas raíces y motores del discurso del odio con el fin de emprender las acciones pertinentes para abordar mejor y/o mitigar su impacto”. Además, la ONU “identificará y apoyará a los actores que desafíen el discurso del odio”.

Los organismos de la ONU también “aplicarán medidas centradas en los derechos humanos que se proponen contrarrestar el discurso del odio vengativo y la escalada de la violencia” y “promoverá medidas para asegurar que se defienden los derechos de las víctimas y que se atienden sus necesidades, incluida la defensa de compensaciones, el acceso a la justicia y la terapia psicológica”.

Es inquietante que la ONU tenga intención de ejercer una presión directa sobre los medios e influir en los niños por medio de la educación:

“El sistema de la ONU debería establecer y fortalecer las asociaciones con medios nuevos y tradicionales para abordar las narrativas de odio y promover los valores de la tolerancia, la no discriminación, el pluralismo y la libertad de opinión y expresión” y “actuar en la educación reglada y no reglada para […] promover los valores y competencias de la educación para la ciudadanía global y mejorar la alfabetización mediática e informativa”.

La ONU es sumamente consciente de que tiene que aprovechar las asociaciones estratégicas con una serie de actores mundiales y locales, gubernamentales y del sector público, para alcanzar su objetivo. “La ONU debería establecer/reforzar las asociaciones con las pertinentes partes interesadas, incluidas las que trabajan en la industria tecnológica. La mayoría de las acciones importantes contra el discurso del odio no las emprenderá la ONU en solitario, sino que lo harán también los gobiernos, las organizaciones regionales y multilaterales, las empresas privadas, los medios, las organizaciones religiosas y otros actores de la sociedad civil”, señala el plan de acción. Y añade: “Los organismos de la ONU deberían también involucrar a los actores del sector privado, incluidos los medios de comunicación, en los pasos que pueden dar para apoyar los principios de la ONU y las acciones que pueden emprender para abordar y contrarrestar el discurso del odio, fomentando la asociación entre el gobierno, la industria y la sociedad civil”. La ONU también dice que: “a petición, proporcionará apoyo a los países miembros en el área de construcción de capacidades y desarrollo de políticas para abordar el discurso del odio”.

El plan de acción también revela que la primera iniciativa concreta ya se ha planificado. Es una “conferencia internacional sobre educación para la prevención concentrada en abordar y contrarrestar el discurso del odio que involucraría a los ministerios de Educación”.

El nuevo plan de acción le hace directamente el juego a los intentos que lleva haciendo décadas la Organización de Cooperación Islámica (OCI) para prohibir las críticas al islam. A colación del lanzamiento del plan de acción de Guterres, Pakistán ya ha presentado un plan de seis puntos para “abordar las nuevas manifestaciones de racismo y odio basado en la fe, especialmente la islamofobia” en la sede de Naciones Unidas. La presentación fue organizada por Pakistán junto a Turquía, la Santa Sede y la ONU.

Según las informaciones de prensa, el plan fue propuesto por la representante permanente de Pakistán en la ONU, Maliha Lodhi, en una sesión titulada “Contrarrestar el terrorismo y otros actos de violencia basados en la religión o las creencias”.

“Un desarrollo de los acontecimientos particularmente alarmante es el auge de la islamofobia, que representa la última manifestación del odio milenario que abarca el antisemitismo, el racismo, el apartheid y muchas otras formas de discriminación”, dijo la embajadora en su discurso. Añadió: “Mi primer ministro, Imran Jan, ha vuelto a llamar hace poco a la acción para contrarrestar la islamofobia, que hoy es la expresión dominante de racismo y odio hacia ‘el otro'”.

“Estamos plenamente comprometidos con el apoyo a la estrategia de la ONU sobre el discurso del odio —dijo la embajadora paquistaní—. Este es un momento en el que todos tenemos que estar unidos y revertir la ola de odio e intolerancia que amenaza con socavar la solidaridad social y la convivencia pacífica”.

En 2017, el vicepresidente de Políticas Públicas de Facebook, Joel Kaplan, accedió a las peticiones del ministro de Interior paquistaní, Nisar Alí Jan, para que “eliminara cuentas falsas y el material explícito, de odio y provocador que incita a la violencia y el terrorismo” porque “toda la uma musulmana estaba muy consternada y está gravemente preocupado por el mal uso de las redes sociales para propagar contenidos blasfemos”.

En la ONU, Lodhi, la embajadora de Pakistán, pidió las intervenciones del gobierno para combatir el discurso del odio, incluidas unas leyes nacionales, y al parecer “pidió el establecimiento de una estrategia más concentrada para abordar las diversas expresiones de islamofobia. Se necesita un enfoque del “gobierno en conjunto” y “la sociedad en conjunto”. En este sentido, la enviada paquistaní instó al secretario general a implicar a un amplio abanico de actores, incluidos los gobiernos, la sociedad civil y las compañías de las redes sociales para emprender acciones e impedir que los usuarios de las redes sociales se conviertan en fuentes de radicalización en internet”.

La guerra sin cuartel de la ONU contra la libertad de expresión está en marcha.


[1] Según el objetivo n.º 17 del Pacto Mundial de la ONU sobre la inmigración, los estados miembros se comprometen a: “Promover un periodismo independiente, objetivo y de calidad en los medios de comunicación, incluida la información publicada en internet, por ejemplo, sensibilizando y educando a los profesionales de los medios informativos sobre las cuestiones y la terminología relacionadas con la migración, invirtiendo en normas y publicidad sobre la ética del periodismo, y dejando de asignar fondos públicos o apoyo material a los medios de difusión que promuevan sistemáticamente la intolerancia, la xenofobia, el racismo y otras formas de discriminación contra los migrantes, pero respetando plenamente la libertad de los medios de comunicación” [énfasis añadido].

Judith Bergman, una de las más destacadas analistas europeas en el estudio de la penetración del Islam en el viejo continente, acaba de publicar en la web del Gatestone Institute un artículo en el que recuerda cómo hace apenas unas semanas, el comisario de la UE para Migración, Asuntos Internos y Ciudadanía, Dimitris Avramopolous, afirmaba: “Al final, todos tendremos que estar preparados para aceptar la migración, la movilidad y la diversidad como la nueva norma y ajustar nuestras políticas en consecuencia”.

“Puesto que estas personas nos quieren hacer creer que la migración se ha convertido en una política tan categórica y al parecer incontestable de la UE —‘La migración está profundamente entretejida con nuestras políticas en economía, comercio, educación y trabajo’, escribió también Avramopolous, recuerda Bergman, “es fundamental analizar a qué tipo de ‘diversidad’ está invitando la UE a establecer su hogar en el continente europeo”.

En este punto, Judith Bergman explica cómo el profesor Ednan Aslan, catedrático de Educación Religiosa Islámica en la Universidad de Viena, entrevistó hace poco a una muestra de 288 de los aproximadamente 4.000 solicitantes de asilo, predominantemente afganos, de la localidad austríaca de Graz, por encargo del área de Integración de la ciudad. Los responsables del departamento querían conocer los puntos de vista de los musulmanes recién llegados. Los resultados se publicaron en un estudio titulado Religiöse und Ethische Orientierungen von Muslimischen Flüchtlingen in Graz (Orientaciones religiosas y éticas de los refugiados musulmanes de Graz).

Según el estudio, dos tercios de los solicitantes de asilo son hombres, la mayoría menor de 30 años. Todos están a favor de preservar sus valores tradicionales y conservadores islámicos. Los migrantes son extremadamente religiosos: un 70% va a rezar a la mezquita cada viernes”.

Las mujeres son igual de religiosas, si no más: un 62,6% reza cinco veces al día, notablemente más que los hombres (39,7%). Además, el 66,3% de las mujeres llevan la pañoleta en público, y el 44,3% se niega a estrechar la mano a los hombres”.

La mitad de los migrantes (49,8%) declaran que la religión desempeña ahora un mayor papel en su vida diaria en Europa que en sus países de origen. El 47,2% está convencido de que los judíos y los cristianos se han apartado del “camino correcto”, y el 47,8% piensa que el futuro del islam correría peligro si éste se interpretara de forma moderna y contemporánea”.

Para el 51,6% de los entrevistados, la supremacía del islam sobre las demás religiones es indiscutible. El 55% cree que los no creyentes van al infierno”.

El antisemitismo está profundamente arraigado: el 46% cree que los judíos tienen “demasiada influencia en los asuntos internacionales”, y el 44% cree que el judaísmo es dañino. El 43% opina que los propios judíos tienen la culpa de ser perseguidos, mientras que el 54,5% cree que los judíos sólo se preocupan por sí mismos”.

Los migrantes no sólo son intolerantes con otras religiones: el 50% considera que la homosexualidad es un pecado castigable. El 44% de los entrevistados se declararon a favor de usar la violencia contra una mujer si ésta engañara a su marido. El 43% dijo también que los padres tienen derecho a emplear la violencia con sus hijos si es necesario”.

El estudio austriaco, recalca Bergman, no es el primero de este tipo que demuestra que los migrantes de Europa sostienen opiniones supremacistas, antisemitas y misóginas. “En 2016, el think tank alemán Hanns Seidel Foundation realizó un estudio con casi 800 migrantes de Siria, Irak, Afganistán y Eritrea en el estado alemán de Baviera. Este estudio mostró que las creencias patriarcales estaban muy extendidas entre los migrantes entrevistados, especialmente entre los migrantes de Afganistán y Eritrea —mayoritariamente no musulmanes—, de los cuales más del 60% opinaba que la mujer debe quedarse en casa. El antisemitismo también fue otra importante revelación del estudio, que mostraba que, con independencia de la edad y el nivel cultural, una mayoría de los migrantes sostenía creencias antisemitas. Bastante más del 50% de los sirios, iraquíes y afganos dijeron que ‘los judíos del mundo tienen demasiada influencia’”.

Otros estudios y encuestas revelan también el alto grado en que los musulmanes de Europa valoran la ley de la sharia frente a la ley nacional.
“Una encuesta realizada en Reino Unido de 2016 mostró que el 43% de los musulmanes británicos ‘consideraban que algunas partes del sistema legal islámico deberían reemplazar a la ley británica, mientras que sólo el 22% se opuso a la idea’. Otra encuesta, también realizada en 2016, reveló que casi una cuarta parte (23%) de los musulmanes estaba a favor de introducir la ley de la sharia en algunas áreas de Gran Bretaña, y que el 39% estaba de acuerdo en que ‘las esposas siempre deben obedecer a sus maridos’. Casi un tercio (31%) encontraba aceptable que un musulmán británico tuviese más de una esposa. Según la misma encuesta, el 52% del total de musulmanes británicos creen que la homosexualidad debería ser ilegal”.

Según un estudio de 2014 sobre los musulmanes marroquíes y turcos en Alemania, Francia, Países Bajos, Bélgica, Austria y Suecia, una media de casi el 60% de los musulmanes encuestados se mostraron a favor de que los musulmanes deberían volver a las raíces del islam; el 75% opinaba que sólo hay una interpretación posible del Corán y el 65% dijo que para ellos la sharia es más importante que las leyes del país en el que viven. Las cifras específicas de Alemania eran un 47% de musulmanes que consideran que la sharia es más importante que la ley alemana. En Suecia, el 52% de los musulmanes cree que la sharia es más importante que la ley sueca”.

Los estudios están corroborados por los informes de la inteligencia europea. En Alemania, los servicios de inteligencia advirtieron a principios de otoño de 2015: ‘Estamos importando extremismo islámico, antisemitismo árabe y conflictos étnicos entre otras poblaciones, así como una comprensión distinta de la sociedad y la ley”. Cuatro grandes agencias de seguridad europeas insistieron en que “las agencias de seguridad alemanas […] no estarán en condiciones de resolver estos problemas de seguridad importados y con ellos las reacciones que surjan de la población alemana”.

Difícilmente sorprenderá, explica Bergman, que los europeos hayan empezado a declarar que ya no se sienten seguros en sus propios países. Un reciente estudio belga, para el que se encuestó a 4.734 belgas, reveló que dos tercios sienten que su país está “cada vez más invadido”. Dos tercios de los ciudadanos dijeron que “hay demasiados inmigrantes en Bélgica”, mientras que el 77% dijo estar de acuerdo con la siguiente afirmación: “Ya no nos sentimos seguros en casa como antes [de la migración masiva]”. Según el 74% de los encuestados, el islam “no es una religión tolerante”, mientras que el 60% dijo que la presencia de tantos musulmanes en su país representaba una amenaza para su identidad. Sólo el 12% opinó que la religión es una “fuente de enriquecimiento” para Bélgica.

Para el estudio también se sondeó a 400 musulmanes belgas: el 33% dijo que “no les gusta la cultura occidental”, el 29% dijo que consideraba las leyes del islam superiores a la ley belga y el 34% dijo que “prefería definitivamente un sistema político inspirado por el Corán”. El estudio también reveló que el 59% de los musulmanes de Bélgica “condenaría” el matrimonio de sus hijos si optaran por casarse con no musulmanes. Significativamente, la respuesta de los investigadores responsables del estudio —la cadena pública RTFB, el periódico izquierdista Le Soir, el instituto de investigación sociológica Survey and Action y una fundación llamada This is Not a Crisis — fue que “habían observado el desarrollo de una verdadera paranoia antimusulmana [entre los belgas], que había adquirido una dimensión patológica”.

Ninguno de estos estudios, encuestas e informes de inteligencia parecen estar causando la menor impresión en los líderes europeos. En las palabras de Avramopolous, no basta con que los migrantes —en su mayoría musulmanes— que han venido a Europa ‘hayan encontrado seguridad en Europa’. Según él, ‘también tenemos que asegurarnos de que encuentren un hogar’”.

La pregunta que sigue sin respuesta —puesto que los líderes europeos pretenden hacer el islam grande otra vez en el continente— es:  dónde se supone que van a encontrar los europeos su hogar”.

EUROPA SE PUDRE… ¡ No te vayas, Londres ! ¡ Vuelve !

ESTÁ CLARO QUE LA UNIÓN EUROPEA TIENDE A LA DESINTEGRACIÓN Y QUE EL EURO CIRCULA A LA DERIVA…

SOLO EL IMPERIO ANGLOSAJÓN TIENE CAPACIDAD PARA IMPEDIR EL COLAPSO DE LA UNIÓN EUROPEA EN ESTE CRÍTICO AÑO 2019

De campo de refugiados a campo de batalla…

Shikata ga nai” No hay más remedio…

Una cosa es un imperio y otra bien distinta es una gran potencia… Es de una ridiculez espantosa que la clerigalla de parásitos instalados como élite en Bruselas pretenda ante los Estados Unidos un trato de igual a igual… Es absurdo… Estados Unidos es una superpotencia mundial, hasta ahora, inigualable. Eso no lo digo solamente yo, sino el Kremlin por boca y voz del presidente ruso Vladímir Putin.

Bien es cierto que solamente el PIB de Alemania es 5 veces superior al de Rusia en una relación anual comparada de 41.000 euros para Alemania y 9.000 para Rusia, lo que podría llevarnos a pensar que entre toda la Unión Europea el poderío, en un sentido amplio de la palabra, sería tan aplastante en un hipotético enfrentamiento militar contra los rusos, que los militares europeos ganarían por goleada…

Sin embargo, eso no es verdad. Son muchos factores los que determinan que Rusia sea hoy una superpotencia capacitada para destruir, prácticamente, todas las fuerzas de defensa europeas en 24 horas, apoderarse de Alemania y de todas las antiguas repúblicas y territorios que conformaban el antiguo “telón de acero”, y negociar un nuevo estatus con los vencidos; para que vayan a vacilarle a cualquier gilipollas de la BMW, o a cualquier idiota de la Volkswagen.

Estos políticos europeos de escasas capacidades intelectuales, que han surgido y proliferan con mucho éxito en los gobiernos corruptos, se multiplican como las sabandijas,

precisamente, gracias a la espléndida bonanza ofrecida por el imperio americano durante 70 años. Esa “hegemonía” global que tanto envidian los chinos y a la que tanto odian los mahometanos.

No se caracterizan los dirigentes europeos especialmente por una brillante política exterior, eso es cierto, tampoco saben ni entienden el gravísimo periodo de la historia que estamos viviendo y -mucho menos- las penurias que están padeciendo las que un día fueron clases medias que hicieron posible la paz y el progreso. Ni uno solo de los políticos de Bruselas es reconocido por la ciudadanía como una persona decente.

Precisamente los conocen por todo lo contrario: los políticos europeos son portadores de una absoluta ceguera intelectual en una frívola carrera hacia el abismo. Son ellos los que están provocando que llegue el día en el que decenas de millones de seres de un nuevo Mouvement des gilets jaunes , mil veces más violento y capaz de incendiar toda Europa, sea el caldo de cultivo para que la turba yihadista aproveche las aguas revueltas y deje en ridículo a los servicios de inteligencia europeos, evidentemente adormecidos en esta aberrante orgía.

FULL TEXT NEXT LINK:

TEXTO COMPLETO PINCHANDO ENLACE SIGUIENTE:

https://www.diariohispaniola.com/noticia/50935/punto-de-mira/de-campo-de-refugiados-a-campo-de-batalla.html

 

Alfonso M. Becker © copyright (Todos los derechos reservados)

TODA LA GENIALIDAD DE UN INTELECTUAL GAY PARA TRATAR DE SALVAR A EUROPA

LOS INTELECTUALES DE TODO EL MUNDO NO PUEDEN CREER LO QUE ESTÁ OCURRIENDO…

EL STABLISHMENT POLÍTICO DE BRUSELAS ESTÁ DESTRUYENDO EUROPA Y DESPRECIANDO LA CULTURA JUDEOCRISTIANA

 

Francia: ¿una revuelta contra las élites de Europa?

Durante años, los que escribíamos y nos preocupábamos por el auge del islam en la Europa occidental sabíamos que, al final, si los gobiernos de estos países no cambiaban el rumbo drásticamente, algo iba a pasar. Hasta ahora, los nativos han sido, en su mayoría, notablemente mansos. Han tragado mucho. Sus líderes han llenado sus países con enormes cantidades de inmigrantes de Oriente Medio y el norte de África, de los cuales una desproporcionada cifra dejaron claro que no tenían ninguna intención de unirse plenamente o contribuir a sus sociedades de acogida sino, más bien, se contentaban con coger, herir, dañar y destruir, y estaban decididos, a la larga, a conquistar y gobernar.

Nadie le ha preguntado nunca a los ciudadanos de la Europa occidental si querían que sus países se transformaran radicalmente de esta manera. La transformación, además, se intensificó cada año. En algún momento, sin duda, las poblaciones nativas de la Europa occidental reaccionarían.

¿Pero qué forma tomaría? Los que estamos profesionalmente preocupados por estos temas hemos pasado horas sopesando esta pregunta. Nos preguntábamos unos a otros: ¿qué crees que pasará? Algunos profetizaron la balcanización. Ya había zonas de exclusión, enclaves en la periferia de las grandes ciudades donde los “infieles” no eran bienvenidos y la policía y los bomberos eran por sistema bombardeados con piedras si se atrevían a inmiscuirse. Era suficientemente fácil imaginar que esas zonas se expandirían, que su soberanía de facto bajo la ley de la sharia se reconocería oficialmente y que se establecería algún tipo de relativa estabilidad. Otros observadores predijeron que los nativos provocarían disturbios; no las élites cuyas vidas personales se veían mínimamente afectadas por la presencia musulmana en sus países, sino las personas menos privilegiadas cuyos barrios y colegios se han convertido en zonas peligrosas, a los que se les han subido repetidamente los impuestos para pagar enormes salarios a miembros de organizaciones de inmigrantes, y cuyos médicos y hospitales se han visto tan sobrecargados por los recién llegados que los tratamientos vitales se racionaron cada vez más y las listas de esperas fueron cada vez más largas.

En 2016, los británicos conmocionaron al mundo al votar a favor del Brexit, y unos meses más tarde los estadounidenses obraron un milagro aún mayor al elegir a Donald Trump para la presidencia. Algunos analistas esperaban que las elecciones en Francia, Suecia y los Países Bajos también arrojaran unos sensacionales resultados, pero a pesar de los progresos logrados por los partidos a favor de controlar la inmigración, como la Agrupación Nacional (antiguo Frente Nacional) de Marine Le Pen, los Demócratas Suecos y el Partido de la Libertad de Geert Wilders y el Foro por la Democracia de Thierry Baudet, ambos de los Países Bajos, esas victorias fueron menores de lo esperado. Por otro lado, el año pasado los austriacos eligieron como canciller a Sebastian Kurz, enérgico detractor de las cuotas de asilo impuestas por la UE, y este año el cargo de primer ministro italiano fue para Giuseppe Conte, que ha adoptado una firme postura contra los inmigrantes ilegales y que ha vetado los barcos de inmigrantes en los puertos italianos.

La noticia más importante en este frente, sin embargo, no se ha producido en las urnas. Este año los británicos han expresado cada vez más indignación por la chapuza de Theresa May con el Brexit y, durante el verano, salieron a las calles a protestar por el encarcelamiento ilegítimo de Tommy Robinson, que en ese país se ha convertido en el rostro de la resistencia a la islamización. Además, en las últimas semanas, ciudadanos franceses de todo el espectro político, sobre todo los provenientes de pequeñas localidades y áreas rurales, no sólo han llevado a cabo protestas públicas por temas corrientes –esa perenne actividad recreativa gala–, sino que han provocado revueltas y cometido actos de vandalismo en París y otras grandes ciudades, y saqueado lugares emblemáticos como los Campos Elíseos, obligando al cierre de la Torre Eiffel y el Louvre, e incluso causando daños al Arco del Triunfo.

Al principio se dijo que los franceses estaban enfadados por una subida de los impuestos al combustible que había sido motivada por las prioridades medioambientales del presidente Emmanuel Macron. “El precio de la gasolina se ha puesto de no creer”, dijo el otro día Ghislain Coutard, al que se le atribuye la creación del llamado movimiento de los chalecos amarillos, y después habló de que algunos amigos suyos “están apenas sobreviviendo” a causa del coste de poseer un coche. “El menor problema con el coche se convierte en una catástrofe –explicó­–. Tienes que meterte en deudas y después nunca terminan”. Por desgracia, incluso después de que Macron, al darse cuenta de que se había pasado, canceló la subida del impuesto, las revueltas continuaron.

Los periodistas se han visto en apuros para obtener explicaciones claras y concisas de los agitadores y sus motivos y objetivos. Quizá los agitadores no encuentran las palabras, quizá están expresando una rabia que aún tienen que saber articular. O quizá son reacios a decir en alto lo que piensan por temor a que los llamen xenófobos, islamófobos o racistas. En una entrevista el otro día, el filósofo francés Alain Fienkelkraut atribuyó las revueltas a la inseguridad económica y cultural por parte de las clases étnicas baja y media francesas, personas que han sido expulsadas de los centros de las grandes ciudades por la subida de los alquileres, que han visto sus trabajos y pequeños negocios destruidos por las tasas y regulaciones “verdes”, que sienten que han perdido en una lucha de poder con los inmigrantes musulmanes, y que sienten que sus clases dirigentes han tenido más simpatía hacia los inmigrantes que hacia ellos.

Ahora las revueltas se han extendido a Bélgica y los Países Bajos. Allí, también, los objetivos de los agitadores pueden ser imprecisos. Associated Press citó a una anciana mujer holandesa que se quejaba de los impuestos, la escasez de la vivienda y la pérdida de prestaciones sociales: “La red de prestaciones sociales con la que crecimos ha desaparecido –dijo–. El Gobierno no está ahí para la gente. Está ahí para proteger sus propios intereses”. Por supuesto, esos “intereses” incluyen priorizar las gratuidades para los inmigrantes a costa de los holandeses que han aportado toda una vida de trabajo. Aún hoy, sin embargo, para muchos nativos europeos occidentales, puede ser más fácil ser un insurrecto que habla honestamente sobre el islam y la inmigración.

¿Se extenderán aún más estas revueltas? En cierto modo es difícil imaginarse a los escandinavos de a pie provocando revueltas, son demasiado suaves. Su idea de una manifestación pública consiste en una tranquila vigía a la luz de las velas. En cuanto a los alemanes, son demasiado ordenados para estallar con levantamientos espontáneos. Sí, se les da muy bien marchar en fila india a las órdenes de algún maniaco fascista histérico, pero no se sienten individualmente inclinados a estallar con violencia. De nuevo, esa impresión podría ser equivocada. Después de todo, fue bastante sorprendente ver a tantos británicos normalmente educados, e incluso reprimidos, amontonarse en las plazas londinenses para expresar su solidaridad con Tommy Robinson. Así que tal vez estos agitadores franceses sí se extiendan por toda la Europa occidental. Quizá ya llega: el comienzo de la resistencia de los ciudadanos de la Europa occidental contra el desastroso proyecto multicultural y globalista de las élites europeas. O tal vez es sólo un paso más que nos acerca al día del juicio final del continente. Deberemos averiguarlo a tiempo.

 

Bruce Bawer El último grito para salvar Europa”

Bruce Bawer, (Nueva York, 31 de octubre de 1956) es un ensayista, escritor y periodista estadounidense, que vive en Europa desde 1998. Colabora habitualmente en publicaciones tan relevantes como The New York Times, Newsweek, The Wall Street Journal, The Washington Post, entre otras. Es también autor de varios libros, como A Place at the Table: The Gay Individual in American Society, Prophets and Professors: Essays On the Lives and Work of Modern Poets y Stealing Jesus: How Fundamentalism Betrays Christianity.

While Europe Slept: How Radical Islam is Destroying the West from Within (2006) ha sido traducida al castellano con el título Mientras Europa duerme. De cómo el islamismo radical está destruyendo Occidente desde dentro (Gota a gota, Madrid, 2007). Fue nominado para el Premio National Book Critics Circle en 2006 en la categoría de crítica.

En 1998 Bawer se trasladó desde Nueva York a Ámsterdam, donde consideraba que se encontraría en un ambiente más liberal y favorable para él y su pareja homosexual. Huyendo del creciente fundamentalismo cristiano estadounidense, se encontró para su sorpresa con otro fundamentalismo en su opinión mucho peor: el fundamentalismo islámico que se extendía a sus ojos por Europa. Ha viajado por distintas capitales europeas, que le dieron pie a su obra sobre la crisis democrática europea, que ha denominado “momento Weimar”, haciendo una analogía de las actuales políticas europeas frente al islamismo con las políticas de apaciguamiento de los años 1930 frente al ascenso del nacionalsocialismo en Europa.

Actualmente vive en Noruega.

……………………………………..

TODA LA GRANDEZA DE UN INTELECTUAL GAY Y TODA LA AGUDEZA DE UN PERIODISTA, ENSAYISTA Y ESCRITOR HOMOSEXUAL ESTADOUNIDENSE QUE HA COMPRENDIDO PERFECTAMENTE QUE EUROPA ESTÁ AL BORDE DE SU DESAPARICIÓN COMO CULTURA Y PUEBLO POR CULPA DE SU ÉLITE POLÍTICA…

Bruce Bawer :Despierta Europa”

 

Bruce Bawer es un escritor y traductor norteamericano nacido en Nueva York. Vive en Europa desde hace bastantes años. Se mudó por amor, porque su pareja (Bawer es gay) es de aquí. También por la fascinación que la vieja Europa, de apariencia tan sofisticada, tan rica en historia y tan agradable para vivir, ejerce sobre tantos norteamericanos convertidos en expat, como ellos dicen (por “expatriados), más por voluntad que a la fuerza.

Cuando se vino a Europa, Bawer también andaba aburrido de algo que entonces él consideraba avasallador y peligroso: el “fundamentalismo” cristiano evangélico, al que dedicó muchas horas de trabajo y un libro, Stealing Jesus, algo así como “El robo de Jesucristo”. Bawer parecía destinado a vivir en Ámsterdam o Berlín, alguna ciudad cosmopolita que le ofreciera lo mismo que había dejado atrás en Nueva York… más el toque europeo. Acabó en un sitio bastante inverosímil. Oslo, ni más ni menos. Con una terquedad característicamente norteamericana, convirtió este reducto un poco al margen, incluso algo provinciano, que le había tocado en suerte en un observatorio ideal de la realidad europea.

Uno de los resultados de esta actitud es el libro que ahora publica en español la editorial Gota a Gota bajo el título de Mientras Europa duerme. Bawer describe aquí, con agudeza extraordinaria, cómo Europa, ese paraíso tolerante y abierto que él había soñado y en el que por fin vivía, se ha ido convirtiendo ante sus ojos en un mundo nuevo. Y sumamente desagradable. La palabra “tolerancia” es una de las claves de esta deriva; también la “paz” y el “multiculturalismo”.

Europa, efectivamente, está abdicando de la defensa de sus antiguos ideales. Ante la intolerancia, la falta de respeto por los Derechos Humanos, la brutalidad y la censura que el islamismo está consiguiendo infiltrar en sus países, los europeos han decidido inhibirse, no defender la libertad (la suya propia), recluirse en un mundo de apariencia ideal donde está mal visto, cuando no prohibido, disentir de la actitud de rendición. A Bawer, más preocupado por el destino de Europa que muchos europeos, le revuelve el estómago la perspectiva de que el Viejo Continente se convierta en un parque temático de tamaño natural… con el islam como religión y cultura dominante.

Y lo cuenta muy bien. Describe este proceso no en forma de ensayo, al modo en que lo ha podido hacer Glucksmann en Occidente contra Occidente. Construye un relato, el de su periplo personal, marcado por los jalones de ese nuevo rapto de Europa que todos llevamos marcado a sangre y fuego en nuestra memoria: el 11-S y las infames reacciones que suscitó, el asesinato de Pim Fortuyn y luego el de Theo Van Gogh, o los atentados de Madrid (que Bawer, como es lógico, interpreta únicamente en clave de terrorismo islámico, pero el ejemplo no por eso resulta menos elocuente).

En más de una ocasión, Mientras Europa duerme recuerda Mi vida, mi libertad, el segundo libro de Hirsi Ali. Un personaje en busca de una cierta forma de libertad cuenta cómo, habiendo creído descubrirla en un país europeo, llega pronto el desengaño. En los dos casos el agente exterior es el mismo: el islam y el islamismo –entre líneas, Bawer se pregunta qué distancia hay entre uno y otro–, que está protagonizando un cambio demográfico y cultural gigantesco. También es idéntica la raíz del mal. Siempre habrá fanáticos y totalitarios. La cuestión es no rendirse ante ellos. El libro de Bawer es un llamamiento a la acción, a despertarse ante la voluntaria servidumbre que muchos europeos están aceptando como si fuera irremediable o, aún más increíble, como si fuera un progreso, un avance.

Al tiempo que una descripción y un toque a rebato, Mientras Europa duerme incorpora otra dimensión. Y es la de cómo un norteamericano redescubre, en contraste con lo que está viviendo en Europa, su propio país. Bawer no deja de ser crítico con él, como lo son muchos norteamericanos –que en esto se parecen bastante a los españoles–. Pero al contemplar la siesta y la molicie de una Europa que ha optado por la rendición preventiva, el ejemplo norteamericano –su patriotismo, el dinamismo de una sociedad que se niega a depender del Estado, el empeño en integrar a los inmigrantes en una identidad orgullosa de sí misma– se torna más y más positivo.

En resumen, la perspicacia, el coraje –y el talento– de Bruce Bawer permiten a éste describir al mismo tiempo el despeñadero europeo y contrastarlo con otro lugar –¿otra cultura?– que ofrece soluciones a esa misma deriva. La paradoja, que muchos no sabrán apreciar, es que ese lugar, Estados Unidos, es la encarnación de lo que una vez fue un sueño europeo de libertad e igualdad ante la ley, hoy amenazado por el islam y el empeño suicida de quienes deberían ser los herederos del ideal primero.

Un libro valiente, complejo y claro a la vez, y además ameno como pocos. Se lee de un tirón, sin exageración de ninguna clase. No dejen de precipitarse a comprarlo, ahora mismo, en la librería más próxima. De lectura obligatoria.

EL NOBLE ARTE DE LA MENTIRA POLÍTICA…

Del exabrupto totalitario a la mentira democrática…

Las mentiras y promesas que hacen los poderosos del establishment se reconocen por la sonrisa, el abrazo, la mano en el pecho, el achuchón y la reverencia… mienten más que mean…” John Arbuthnot

Quizás la más esclarecedora cualidad que conserva el antiquísimo arte de la mentira política sea su pertinencia… Dejando a un lado los aberrantes ocho años de la presidencia de Barack Obama, con su pertinente teatro de las falsedades, podemos atrevernos a “pontificar” que el infame subtítulo de la cabecera del rotativo papelero-digital The Washington Post, más se parece a un folleto promocional y propagandístico del Democratic Party que a una prensa libre de una república liberal como la estadounidense: “Democracy dies in darkness”… Curioso opúsculo orquestado, adrede, para que un corrupto y mafioso aparato de poder, absolutamente autoritario y antidemocrático, resurja de sus cenizas pero no como el ave fénix sino como un asqueroso cuervo que apenas puede salir del fango.

El corporativismo deja de ser doctrinario en lo político y en lo social cuando los empresarios de la infamia abandonan la honorable “neutralidad” y ponen los mass-media en contra de los intereses de la nación americana con el único objeto de defender a una casta que es la propietaria de los tres o cuatro periódicos más poderosos de los Estados Unidos. Una auténtica mafia, peligrosa en extremo, que se niega no solo a la alternancia de poder, sino a reconocer el resultado de las urnas en unas elecciones libres. Así que, a mi juicio, el diario washingtoniano debería mantener una cierta distancia de seguridad, y sobre todo de cierto decoro, con The New York Times porque está ensuciando sus páginas… O quizás debería optar por un subtítulo más adecuado a las circunstancias actuales de una “geopolítica local” que está haciendo mucho más daño a los Estados Unidos que el que pudiera hacer el autócrata presidente de los rusos con todos sus oligarcas siberianos detrás…

No… señores de The Washington Post, la democracia no muere en la oscuridad, ni siquiera muere cuando la “oscura prensa” capitalina de una república se convierte en el panfleto del crimen organizado. La democracia es capaz de sobrevivir a una prensa podrida sencillamente porque el poder político ejercido por los ciudadanos, gobierna no solo bajo el sol, sino que es, además, el faro de la libertad que señala el camino en todas las oscuras noches de niebla orquestadas por la maldad y la vileza de unos medios propagandísticos que, con descrédito, mentira y deshonra, hace mucho tiempo que dejaron de ser prensa para formar parte de una suerte de dictadura estadounidense en las sombras que ha quedado con el culo al aire y con sus periódicos absolutamente desacreditados…

Tenía razón el filósofo florentino, Niccolò Machiavelli, cuando como hombre de Estado y sin maldad manifiesta, retrató a la casta dominante como una peligrosa “sombra” para el Príncipe, una perversa ascendencia o linaje que no tendrá inconveniente alguno en destituir o aniquilar al Príncipe cuando se le antoje… El peligro para la república no es Donald Trump, sino un clan perverso incrustado en el aparato de poder estadounidense que es capaz de ejercer todo su abanico del mal, de una sola vez, contra el presidente de los Estados Unidos… Ni siquiera han adquirido estos mafiosos de la política americana la buena costumbre de aceptar la derrota y -en todo caso- patalear con cierta gracia y carga satírica sin llenarse de mierda hasta el cogote…

LINK.- TEXTO COMPLETO PINCHANDO ENLACE SIGUIENTE: READ ALL

https://www.diariohispaniola.com/noticia/43316/punto-de-mira/del-exabrupto-totalitario-a-la-mentira-democratica-.html

Alfonso M. Becker © copyright (Todos los derechos reservados)

EUROPA SE VIENE ABAJO POCO A POCO…

Europa se derrumba como un castillo de naipes…

Cada nueva mentira sobre la aberrante política migratoria dice mucho del nacimiento de la Unión Europea; y todas las noticias falsas de Bruselas no generan otra cosa que desengaño con respecto a la ilusoria mentira anterior”

Los sueños de ingeniería social en un paisaje de guerra solo pueden atribuirse a tarados intelectuales de un capitalismo patológico, una selva económica muy escasa de poesía, y en manos de una élite corrompida que solo genera pesadillas: ensoñaciones fraudulentas sobre aberrantes experimentos demográficos; maquiavélicos proyectos de gobernanza mediante representaciones caóticas perversas, y la supuesta solución definitiva a una carencia “crónica” de mano de obra barata que tradicionalmente ha entorpecido el brillante, fulgurante y espectacular camino hacia el éxito económico de la clase dominante en las democracias occidentales.

Honor y gloria debemos, con todo respeto, a los más grandes revolucionarios de la Europa posmoderna que nadie podrá enterrar jamás ni reescribiendo la historia ni escupiendo basura sobre su brillante y extraordinario legado filosófico. La política experimental e innovadora de los legendarios letristas, señalaba a la Alemania “enferma” carente de arte, cultura y capacidades políticas para afrontar algo que se parezca a unos Estados Unidos de Europa…

Ni la élite alemana de hoy, con su patológico complejo de culpa por la Shoah, ni el resto de la Unión Europea, pueden ocultar el antisemitismo asesino que se ha infiltrado de nuevo en el espacio de Schengen y que circula libremente debido a políticas enfermizas de Berlin que provocan la náusea; una geoeconomía gestionada mediante migraciones contrarias al orden de la naturaleza carentes de sentido geopolítico y -sobre todo- permitiendo que en tiempos de guerra, generada por el Islam en todo el planeta, se hayan colado en Europa todo lo más abyecto del crimen mahometano.

Siguen los “experimentos” con el efecto llamada , insisten los políticos antisemitas y los aparatos estatales europeos fantaseando sobre un mundo “solidario” que ha despreciado a los trabajadores de Europa y ha desmantelado las clases medias “machacando” por completo a los pobres griegos. Las ONG no es que sean gubernamentales… eso lo sabe todo el mundo… sino que forman parte de los servicios de inteligencia y tienen que arrimar el hombro en el vodevil que se representa en la psicogeografía mediterránea.

Honor y gloria a Guy Ernest Debord… Los que respetamos su sabiduría todavía recordamos su última carga de la brigada ligera en París… Si aún estuviese entre nosotros habría estrangulado al presidente francés Emmanuel Macron por amenazar a los europeos inteligentes con su «Ne plaisante pas avec l’Union européenne» ¿Qué pasa en Francia con este patético dandy del Bois de Boulogne? ¿Au revoir à la libre expression des idées?

LINK.- TEXTO COMPLETO PINCHANDO ENLACE SIGUIENTE: READ ALL

https://www.diariohispaniola.com/noticia/43311/europa-se-derrumba-como-un-castillo-de-naipes.html

Alfonso M. Becker © copyright (Todos los derechos reservados)

MENTIR AL MUNDO SOBRE UNA TRAGEDIA…

La trágica oleada de los sin tierra

Whoso diggeth a pit shall fall therein: and he that rolleth a stone, it will return upon him” Mishlei

La política migratoria nunca debería estar en manos de mequetrefes “aficionados a la solidaridad” o ejercida a placer por “incultos humanistas posmaterialistas” que enloquecen de gusto con sus cinco minutos de gloria teatral para demostrar al mundo su bondad infinita y recoger a posteriori no solo un multitudinario aplauso de la chusma, sino los beneficios propios del incondicional rebaño electoralista en los gobiernos bicamerales.

Vitoreados por esa masa uniforme de incultos, piara de pensamiento infantil, absurdo y posmoderno, los perversos payasos de la gobernanza despliegan las mentiras políticas piadosas que siempre ocultan, para bien o para mal, un criminal negocio de tráfico de personas… Siempre. El arsenal semántico es siempre el mismo: “nadie emigra por gusto” o “siempre hubo migrantes” o el definitivo “Todos somos migrantes” aunque nazcas o te pudras sobreviviendo en el mismo sitio…

Estos varios detalles entrecomillados, con los que inicio el texto, son ahora la munición empleada en Beltway contra los que se han creído más listos que Donald Trump, tanto en el continente americano como en Eurasia; sobre todo en lo que concierne a Estados Unidos y a sus aliados. En Canadá y en México -valga el ejemplo- ya se han dado cuenta de que han metido la pata hasta la ingle y que les costará muy caro en el terreno económico y en el de la seguridad.

Por supuesto, mucho más caro aún le saldrá a los vecinos de Estados Unidos si se comprende y escudriña el alcance del varapalo de aviso arancelario a la clase dominante canadiense liderada por el “femenino”, debilucho e impresentable Justin Trudeau; el gran farsante de la élite otauesa que no ha dado golpe en su vida y que es incapaz de hacer la “o” con un canuto… Hablando de porros, se suele decir en la provincia de Ontario “estás más colocado que el Justin”… ¿Por qué todos esos piropos de la Casa Blanca hacia el guapo Justin? Porque como buen multimillonario canadiense, siempre está disfrazado de exotismo oriental y diciendo estupideces. Vive una vida de ensueño…

Ni que decir tiene de la nauseabunda expresión de corruptos políticos mexicanos, el desagradable y violento vecino del sur representado por una casta política mafiosa y sumamente peligrosa que se ha empeñado, desde los últimos cien años, en robarlo todo y destruir México… Ahora casi todos los narcocandidatos en la sombra, si quieren tener algo de éxito, están obligados a atacar a Donald Trump porque es la mejor estrategia para que el sufrido pueblo mexicano olvide que el crimen organizado, una docena de carteles del tráfico de narcóticos, es quien realmente maneja todos los hilos… La gran mayoría de periodistas mexicanos, yacen asesinados en el cementerio. Pueden hacerse una ligera idea del “México lindo”…

El caso es que todos los políticos corruptos o los grandes manipuladores de la gobernanza socialdemócrata son capaces de vender a su madre por conseguir el poder; pero si logra vender la narrativa de que es la mujer más humana del planeta (Angela Merkel) o el socialista con más sentimientos de piedad y amor por los desesperados y los pobres (Pedro Sánchez), se eternizan en la élite en loor de santidad… Las alabanzas, méritos y cualidades humanoides del corrupto dedicado a la política, se cotizan tanto como el oro; y la espectacular efeméride corre como la pólvora por los tanques de pensamiento alemanes perpetuando el evento y el cronos del poder…

Hay, sin embargo, un aspecto que se deja pasar por alto, adrede… No me refiero solo al gran teatro manipulador de la mentira política fotografiando cadáveres de ahogados en el Mediterráneo, o las cansinas imágenes abrazando y besando a los desesperados que llegan a la costa de la Europa en decadencia…

Me refiero -más bien- a las decenas de organizaciones “no gubernamentales” movilizadas, con sus barcos de todas las esloras, que podríamos llamar subcontratas de las agencias de inteligencia y que son las encargadas de formalizar la narrativa adecuada para lo que el Stiftung Wissenschaft und Politik (SWP) llama “Arriesgarse al gran golpe de dar asilo a millones de musulmanes” prohibiendo dejar claramente explícito el llamado -con mucha sorna- gentilicio religioso… y al día siguiente una adolescente judía alemana fue raptada violada y asesinada por un mahometano turco en Alemania…

Lo que se está ocultando, criminalmente, de la política migratoria en manos de la ralea posmoderna más corrupta e inculta -según Capitol Hill- es que la conjura de los políticos ignorantes alemanes, con doctorados falsos, está destruyendo Alemania y ha provocado el asco generalizado en la Unión Europea por una locomotora económica que vive a costa de la mano de obra barata; la Europa del sur los señala con el dedo y ahora los corruptos alemanes prefieren a las hordas mahometanas que han desplegado el abanico de crímenes en toda Europa que ya nadie puede ocultar…

LINK.- TEXTO COMPLETO PINCHANDO ENLACE SIGUIENTE: READ ALL

https://miamidiario.com/la-tragica-oleada-de-los-sin-tierra/

Alfonso M. Becker © copyright (Todos los derechos reservados)

LATINOAMÉRICA EN MANOS DE CORRUPTOS ASESINOS

Claro, la culpa la tiene Donald Trump…

Las mentiras políticas están generalizadas en los podridos gobiernos de Latinoamérica, sus regímenes totalitarios disfrazados de absurdas e increíbles revoluciones, lo están robando absolutamente todo” ALFONSO M. BECKER

Las Américas se enfangan en la corrupción y en el crimen… Para desgracia de los latinoamericanos, nos hallamos en un terreno escalofriantemente conocido. Desde México hasta la Antártida, el territorio de la Doctrina Monroe, señalado por la chusma como el patio trasero del imperialismo, se hunde poco a poco en el descrédito y en la miseria. Como los chilangos en el Distrito Federal, las clases populares y los desposeídos de toda Latinoamérica, se desenvuelven perfectamente en un territorio caótico de crímenes y de extrema violencia. Se diría que, en sus canciones y sus “corridos”, aplauden con emoción a sus gobernantes autócratas y ensalzan a los sanguinarios traficantes de narcóticos.

No se asusten ni corran despavoridos por toda la basura maloliente de la que se habla -todos los días- en Wall Street y en la City de London, dos de los distritos financieros más importantes del mundo; chanchullo, corrupción y basura latinoamericana que se despacha en el marco teórico de la acción racional sobre la gobernanza.

Lo que usted contempla, desde hace muchos años, en la mayoría de los países latinoamericanos como en Venezuela, en Bolivia o en Nicaragua, Haití y en todas las islas del Caribe, no es otra cosa que el comportamiento social y económico de unas mafias armadas con algo que tiempos atrás pareció “convencional” en la Teoría del Estado, pero sobre todo astutamente rodeados, hogaño, de elementos parapoliciales para coaccionar a los inversores extranjeros; amenazarlos, extorsionarlos y reclamar el botín que corresponde a la jauría gobernante.

Todas las grandes islas del Caribe están señaladas por el Department of State de los U.S.A. como antros de corrupción liderados por autocracias peligrosas, y tanto la DEA como los servicios de inteligencia europeos saben que, además de que las islas están “controladas” por narcotraficantes, sus Gobiernos, están siendo sobornados por China con sumas multimillonarias, en asuntos geopolíticos tan importantes como la defensa que los aliados de Occidente hacen de Taiwan ante el acoso militar de Beijing… Al corrupto le importa un bledo la política internacional y solo quiere amasar fortuna y apropiarse del tesoro de su país.

La Unión Europea sabe mucho de esto porque lo padece y lo sufre arriesgando su dinero en territorios insulares caribeños que han alcanzado el zenit de la corrupción, pues se trata del crimen organizado pero con apariencia de Gobierno que no solo tienen el monopolio de la violencia en estos países, sino que mueven todos los hilos, incluyendo los judiciales, para un control absoluto de las masas, perpetuarse en el poder, esquilmar sus riquezas, vivir “como Dios” y transferir las arcas del Estado a las cuentas privadas de sus descendientes presentándolos en sociedad como un nuevo linaje.

LINK.- TEXTO COMPLETO PINCHANDO ENLACE SIGUIENTE: READ ALL

https://miamidiario.com/claro-la-culpa-la-tiene-donald-trump/

Alfonso M. Becker © copyright (Todos los derechos reservados)

 

LA CORRUPTA EUROPA SE DERRUMBA A PASOS DE GIGANTE…

Ojos ciegos y oídos sordos… El establishment europeo vive y disfruta de una fiesta permanente que le sirve, sin duda, para divagar en una perpetua orgía mientras Europa se hunde en la miseria”. Alfonso M. Becker

La Unión Europea está maldita…

Me temo que uno de los mejores ejemplos para explicar la Europa podrida y decadente que se dirige hacia el abismo, es la España de hoy: una democracia que es de vergüenza ajena; una casta política española de paupérrima calidad intelectual, una élite privilegiada teñida, tristemente, de una notable incultura y absolutamente incapacitada para bregar con unos mafiosos catalanes que no aceptan el “punto y final” a su desafío separatista. A pesar de que somos uno de los países que más crece en la Unión, la economía española se dirige hacia el precipicio de los “agujeros de mierda” que señala Donald Trump cuando se enoja. Parece que la “camorra” catalanista ordena y manda en España.

Respecto al separatismo, el desaire de la élite catalana comienza por su desprecio más humillante hacia el rey Felipe VI, a la Constitución Española y a una Unión Europea que -curiosamente- lleva tres meses frivolizando con la desintegración del reino de España como si esto no fuera con ellos… Como si la Unión Europea estuviese “vacunada” contra la tendencia generalizada de todos los europeos a largarse de este “antro” posmoderno inventado por incultos alemanes hedonistas y pervertidos majaderos de Bruselas…

Da vergüenza ajena contemplar en España a un Gobierno español que -textualmente- se caga en los pantalones cuando la corrupta burguesía catalanista, apoyando a la más baja ralea y la más apestosa basura de delincuentes catalanes, de todo pelaje, ataca sin cuartel y por todos los flancos, los símbolos de nuestra patria y a todas sus instituciones.

Es público y notorio que ni los poderes del Estado, ni sus jueces, ni sus instituciones parecen estar capacitados para afrontar, política y estratégicamente, a mafiosos matones infiltrados y consentidos en el establishment catalán, al extremo de haber convertido una región autonómica en una surrealista dictadura de ladrones y delincuentes catalanes, millonariamente bien pagados desde Madrid, que agreden y amenazan de muerte a los que no están de su parte.

No voy a pormenorizar sobre el adoctrinamiento en las escuelas catalanas o el cobarde desprecio de sus criminales profesores hacia los alumnos desamparados cuyos padres son de las Fuerzas de Orden Público como la Guardia Civil o la Policía Nacional; o el que esta pandilla de impresentables cabrones, no te atiendan en ningún sitio “oficial” si no te expresas en catalán… Y todo para que el gansterismo catalanista pueda adueñarse de un trozo del Reino de España. Está claro que eso es cerrar el círculo perfecto de una “cosa nostra” sin contar con nosotros los españoles.

En España, esta mafia catalanista da asco y todos sus actores separatistas no son otra cosa que viejos y decrépitos mafiosos que nos amenazan con una “oferta que no podemos rechazar”… Y a los españoles nos sorprende sobremanera que un auténtico crimen organizado catalanista, no esté -al completo- encerrado en la cárcel… Unos peligrosos delincuentes que han desplegado -tras 35 años de laissez faire por parte de Madrid- toda la violencia de la mentira, de la manipulación y del espectáculo geopolítico desde ese viejo, sospechoso y criminal «Consel de Forces Polítiques de Catalunya» de antaño… ¿A qué espera el Gobierno de España?

¿No hay políticos de talla para detener un golpe de Estado en el Reino de España? ¿Qué clase de estrategia es dejar que la economía española se hunda mientras los criminales despliegan su gran teatro independentista del absurdo por todo el mundo?

LINK.- TEXTO COMPLETO PINCHANDO ENLACE SIGUIENTE: READ ALL

http://www.diariohispaniola.com/noticia/40686/los-moros-acaban-de-atacar-ahora-mismo-con-cuchillo-en-alemania.html

Alfonso M. Becker © copyright (Todos los derechos reservados)

AMÉRICA IMPASIBLE ANTE LAS BRAVATAS DE VLADÍMIR PUTIN

Renace el gobierno policial en Rusia

Conocimiento es dolor y los que sabemos más, debemos llorar más profundamente sobre la verdad fatal: el Árbol de la Ciencia no es el de la Vida.” Lord Byron

Matar a alguien envenenándolo, como si de una cucaracha se tratase, encierra un doble mensaje en las alcantarillas del poder: por una parte el ajuste de cuentas necesario tras ruptura de “contrato” y por otra, el inmenso desprecio por un traidor que se vende al enemigo… Ambos recados son un intento -a su vez- de aportación moral del Estado profundo, el Gobierno que extermina para explicar una ejecución extrajudicial a la que, sin lugar a dudas, se pueden añadir adornos patrióticos variopintos, o incluso embellecer con cierta religiosidad, espíritu doctrinario, pedagogía estética y un inextricable fulgor intelectual…

El horroroso ataque al ex-coronel Sergei Skripal, ex-agente doble del Servicio Federal de Seguridad ruso, alcanzó incluso a su hija, y si hubiera estado su nieto o cualquiera otra persona también habría sucumbido, como ocurrió con el policía británico enviado a la escena del crimen… Todos están hospitalizados en estado crítico… Sergei Skripal trabajaba para Vauxhall Cross pero no solo para el MI6 británico sino que ahora se descubre que varias agencias estadounidenses le compraban información… Desde su salida de la Lubianka, Sergei Skripal, vivía una vida aparentemente tranquila en London.

Este envenenamiento nos conduce inevitablemente a la interminable lista de opositores a Vladímir Putin, “exterminados”:

El disidente ruso Alexander Litvinenko murió luego de ser envenenado en 2006 en Reino Unido, lo invitaron a beber un té contaminado con polonio; el magnate ruso y critico de Putin, Alexander Perepilichnyy, murió cerca de su casa en Surrey en 2012 por causa de un extraño pinchazo; Anna Politkóvskaya, destacada periodista de investigación y crítica con la política de Putin, fue asesinada a tiros en Moscú; Andréi Kozlov. Era el subgobernador del Banco Central de Rusia; Yuri Shchekochijin, diputado y periodista del periódico opositor Nóvaya; Mr Markov; Paul Klébnikov, que era editor de la edición rusa de la revista Forbes; Serguéi Yushenkov del partido Rusia Liberal; Borís Nemtsov, asesinado en febrero del 2015…

Dicen muchos sabios de la filosofía política que, en realidad, entre la democracia liberal y las dictaduras maquilladas de revoluciones de opereta o de paternal autocracia no existe parentesco alguno, ni amistad, ni siquiera enemistad: viven en planetas diferentes. Todo negocio o trato geopolítico con semejantes “extraterrestres” está condenado, pues, al fracaso. Intentar dar brillo y esplendor a lo que solo produce esclavitud, cárcel y muerte, y hacerlo -además- en nombre de una supuesta seguridad o interés nacional, es alimentar a tu peor enemigo hasta que llega el momento en que te mata…

La lista “blanca” de Putin todo el mundo la conoce y la lista “negra” del servicio secreto de Putin solo la conocen los rusos que piden democracia y rechazan la corrupción, es una compilación de más de 2.000 candidatos a la tumba… Ha sido publicada… Boris Berezovsky, del círculo íntimo de Vladímir Putin, maganate que se llevó toda su fortuna a Londres harto de detenciones, cárceles y acusaciones, fue encontrado “suicidado” colgado del cuello… Valentín Tsvetkov Gobernador de Magadán, en el Extremo Oriente ruso fue asesinado; Vladímir Golovliov, que era miembro del partido hoy desparecido, Rusia Liberal, asesinado también; Natalia Estemírova, defensora de los derechos humanos, secuestrada y asesinada en Grozni en 2009, y con una alta sospecha de que Kadirov, el actual presidente chechén, estuviese implicado…

Borís Nemtsov, ex viceprimer ministro en la época de Borís Yeltsin y otros 50 asesinatos de políticos de bajo nivel que simplemente desaparecieron.. El rumor en Moscú sobre la “eficacia” de Ramzán Kadýrov, presidente de la república de Chechenia, matando disidentes rusos o críticos del gobierno de Putin, es público y notorio. Los llamados grupos de extermino chechén son ya legendarios… Incluso están en Siria espiando a los americanos…

Para que el actual presidente ruso pueda declararse “zar de todas las Rusias” ante su familia y sus cercanos amigos, es necesario dar un golpe de efecto electoral que purifique el ambiente geopolítico de toda duda; un resultado porcentual contundente que demuestre a toda la humanidad el inmenso amor que el pueblo ruso profesa a Vladímir Putin… No debería tratarse esto con demasiada frivolidad cuando sabemos que la política doméstica se conduce, desde el fin de la Segunda Guerra Mundial, por los vericuetos de la mentira geopolítica y que la gobernanza global ha conquistado las más altas cotas de teatralidad en un nuevo mundo que se rige por las leyes del espectáculo.

No voy a ser irónico comparando a Rusia con Teherán o con sus fantoches libaneses del Hezbollah o con su protegido de Damasco… Permítanme la inmodestia pero tengo demasiados conocimientos de geopolítica para hacer un mal chiste sobre un gran país y un gran pueblo como el ruso que ha estado en manos -durante mucho tiempo- de temibles dictadores y sanguinarios asesinos. Deben saber los lectores que la Rusia de Vladímir Putin es una formidable potencia militar que descansa, curiosamente y más que nada, en su arsenal de misiles atómicos, pero también deben saber que los rusos no durarían ni una semana ante un ataque total de China. Observe en este punto que no la comparo con el US Army…

LINK.- TEXTO COMPLETO PINCHANDO ENLACE SIGUIENTE: READ ALL

http://www.diariohispaniola.com/noticia/38164/punto-de-mira/renace-el-gobierno-policial-en-rusia.html

Alfonso M. Becker © copyright (Todos los derechos reservados)

CORRUPCIÓN POLÍTICA Y “ARMAS SEXUALES”

Crece la perversión política

En el alboroto de la farándula, en la perturbación del deseo, o en la turbulencia de las pasiones que se manifiestan en la actividad del espectáculo profesional y sus intereses económicos, es difícil saber qué se debe al amor y qué a la envidia, al odio o a la venganza”…

Estamos inaugurando un nuevo año sin solemnidad alguna porque se adivina fácilmente que vienen los malos tiempos que nadie podrá eludir. La miseria ya se ha ocupado de las clases medias en una Unión Europea que se pudre poco a poco ante la suicida gestión económica y migratoria de la peor casta política que se ha instalado en Bruselas desde los inicios de aquella entidad supranacional que fue la Comunidad Europea del Carbón y del Acero; y en los Estados Unidos cualquiera puede ver que los otrora consumos espectaculares, a pesar del indiscutible crecimiento económico de la Era Trump, están por los suelos incluso en los Estados de la Unión más ricos o privilegiados por el turismo y la venta de bienes raíces.

La pobreza es imposible ocultarla, es una lacra demasiado grande, quizás porque es una mancha imborrable, de igual forma que es sumamente difícil deshacerse, de la noche a la mañana, de toda esta repugnante pléyade de políticos incultos, ignorantes, corruptos y extremadamente peligrosos que se han instalado en el gran vodevil de las políticas domésticas haciendo juegos malabares con una globalización retransmitida diariamente vía satélite que no es otra cosa que una suerte de desfalco universal de los derechos y de los bienes que son públicos.

Esta gentuza, sin conocimiento alguno de geopolítica y con evidentes muestras de frivolidad a la hora de interpretar su papel de “preocupados” por el pueblo, o de definir el mundo en el que vivimos, son la morralla elitista, super-acreditadas con super-títulos, que ni siquiera pueden sostener en pie su papel de payasos repugnantes, actores mediocres del pensamiento espectacular que odian a la ciudadanía porque para ellos solo somos espectadores insignificantes a los que muestran su desprecio mientras nos machacan con afán recaudador solo propio de hienas y buitres que juegan con las vidas de los demás…

Vividores del “pensamiento espectáculo” que ni siquiera pueden ya ocultar que ellos son la causa de esta pobreza y de esta hambruna en una sociedad orgiástica del despilfarro de las arcas públicas y verborrea sociológica que está hecha a la medida de una élite ignorante; una jauría de ladrones que lleva a cualquier país al precipicio pues su base material en filosofía política no es otra que un sistema de palabras vacías, corrupto y podrido. Ni siquiera en el sagrado nombre de la imagen -que podría valer algo más de mil palabras- se ha cuidado la apariencia a la hora de representar a los ciudadanos en las instituciones de la Democracia.

Ahora no solo da igual que la mujer del César sea una puta sino que es más conveniente, aún, que sea un putón de feria más zorra que su madre que era meretriz en un serrallo de Marrakech … Los pensadores franceses, tras la primera mitad del siglo XX, señalaron a los llamados servidores del Estado en las democracias de opereta como la “basura política organizadora de la apariencia” y dieron buena cuenta de sus voceros los periodistas del sistema como “las patéticas cacatúas de agencia para la subcomunicación generalizada”; trompeteros amanerados del espectáculo con sus estómagos agradecidos por el estipendio-alpiste…

Sin embargo, con los recursos materiales e instrumentos de dominio al uso, el pestilente estercolero de la socialdemocracia posmoderna, ni siquiera sirve como fuerza de choque para contrarrestar a los apologetas de las llamadas “revoluciones zombies” para tarados de la chusma o declaraciones unilaterales de independencia dirigidas por niñatos barbilampiños con coleta de pirata que pican dinero de aquí y de allá, aunque provenga del narcotráfico caribeño, ya que las fuentes de ingreso del politicastro se maquillan adecuadamente y hasta se “lavan” por el milagro divino de la imposición de manos bolivarianas o guevaristas, o de los tupamaros, o de los asesinos mahometanos, fedayin.

Ningún lector podría imaginar la cantidad de millones que ha “lavado” la pseudo-izquierda de la Unión Europea llevando sacos de millones de euros a los terroristas palestinos… Lo que ha inducido, en la actualidad, a que el espectro político de centro y las derechas tradicionales, recen a Dios todos los días para que los asesinos mahometanos los ataquen en su hedonista Europa, les den por el trasero y les corten el cuello a esa pandilla de enfermos psico-sexuales que confunden la geopolítica con el furor uterino y la tremenda abstinencia de su locura anal…

No obstante, el estructuralismo sociológico hunde sus raíces en el hecho sexológico trascendental del acoso visual hacia las enormes tetas de la vicepresidenta de la autonomía a sabiendas de que no es una mujer propiamente dicha sino un travestí que tiene un pene como una catedral de grande… De acuerdo, es una mujer… No digo que no lo sea… Pero un indefenso alumno de la escuela primaria no debería ser confundido con un minotauro en el laberinto minoico de Dédalo; porque es un auténtico crimen pedagógico que convierte al que se supone su maestro, en un pervertido, en vez de conducirlo y protegerlo en el intrincado y confuso mundo de las apetencias y lo inextricable de los vicios humanos…

LINK.- TEXTO COMPLETO PINCHANDO ENLACE SIGUIENTE: READ ALL

http://www.diariohispaniola.com/noticia/36430/punto-de-mira/crece-la-perversion-politica.html

Alfonso M. Becker © copyright (Todos los derechos reservados)

« Entradas Anteriores