GUY MILLIÈRE: Francia a la sombra del Islam

Francia a la sombra del Islam

GUY MILLIÈRE

Guy-Millière

Hace unos días, Manuel Valls inauguró en Marsella una escuela musulmana bajo contrato con el Estado. Estuvo acompañado por los embajadores de Kuwait y Qatar, y un líder de la Hermandad Musulmana francesa, lo que da una idea de las direcciones de la futura instalación. Esta será la cuarta escuela musulmana en este país.

Los partidarios de la decisión dicen que ya hay escuelas cristianas y judías en Francia, lo cual es cierto. También argumentan que, dado el número de musulmanes que viven en suelo francés (número que deliberadamente se deja en la oscuridad porque los bienhechores que podrían no ver la fiebre, tienen la costumbre de romper el termómetro), es lógico que existan escuelas musulmanas. Se podría pensar que esta posición es legítima, si tenemos razón en hacer preguntas sobre el Islam, y si hay que hacer preguntas sobre el Islam siempre oculto o demonizado.

El Islam, hasta la fecha, nunca incorporó la idea de la separación de la religión y la política,  a  diferencia del judaísmo y el cristianismo, que han incorporado la idea de separación de  religión y política, el Islam, hasta ahora, nunca ha construido esta separación. Existe, además, el portador de una visión del mundo esencialmente incompatible con la visión occidental, mundo judeo-cristiano en temas cruciales tales como la igualdad de derechos entre los seres humanos. Fomentar su implementación en las escuelas no puede ser sin consecuencias. Hacerlo con representantes de regímenes teocráticos que no admiten Judíos ni cristianos en su suelo, salvo la posición dhimmi, es grave. Hacerlo, sobre todo en presencia de un representante de Qatar, un país que financia organizaciones yihadistas se percibe más grave aún. Hacerlo en presencia de un representante de la Hermandad Musulmana, una organización con principios totalitarios, y violentos, que actualmente combate al Presidente Sissi en Egipto es preocupante y más que preocupante.

El gobierno francés se agacha y sitúa a  la sombra del Islam, a la sombra de sus tendencias más oscurantistas. Este comportamiento se explica fácilmente: el peso del voto musulmán está creciendo, y los partidos políticos necesitan votos musulmanes. La existencia de zonas prohibidas se debe en gran medida a los temores hacia los musulmanes por parte de gobiernos, por el riesgo de disturbios, que a veces se materializan.

Tal comportamiento no va en absoluto en la dirección de la integración en el mundo occidental, sino en la dirección opuesta y, al mismo tiempo, tiene aires de sumisión preventiva y resignación. Gestos como los de Manuel Valls no alientan a los franceses de origen musulmán a integrarse en el mundo occidental, y son bastante pronunciados los factores de desintegración. No se habla más de los “territorios perdidos de la República”, se los inaugura.

En un momento en que el voto musulmán aún no tenía tanto peso y donde las zonas sin ley no eran objeto de explosiones a gran escala, los maestros habían publicado un libro sobre los “territorios perdidos de la república, y el hecho de que la enseñanza de determinadas materias fueran tomadas como rehén: hoy la situación es peor, ya no hablamos de “territorios perdidos de la República”, se inauguró el territorio
perdido y se formaliza.

El gobierno y los bienintencionados hablarán, lo sé, del establecimiento de un “Islam de Francia”, ciegos deliberadamente al hecho de que el Islam no conoce fronteras: sus palabras podrían, en otros tiempos, hacer reír por su estupidez y por la ignorancia que revelan sobre el Islam.

Hoy ya no se presta reír, porque “el Islam de Francia” se construye con la bendición de Kuwait, Qatar, y la rama francesa de la Hermandad Musulmana. No tengo noticias de los “republicanos” al respecto, a pesar de una reciente  “convención” sobre el Islam, no tengo ninguna duda de que no tendrán ningún dictamen o, a lo sumo,  alguna crítica poco entusiasta.

En cuanto a Marine Le Pen, recientemente visitó Al Azhar en El Cairo, es desconcertante. Mientras tanto, el presidente del Instituto Universitario de Tecnología Villetaneuse siempre está amenazado, y su caso casi no interesa a nadie: normal.  Aterradoramente normal.

PUBLICADO EN ENLACE JUDÍO -MÉXICO

Reproducción autorizada con lo siguiente: © Guy Millière para Dreuz.info.

Fuente:dreuz.info1

Millière Guy (Marsella 1950) es geopolítico y escritor francés. Millière es doctor por la Universidad de París VIII y pertenece a varios laboratorios de ideas como el Instituto Gatestone. Se le considera un defensor de las tesis neo-conservadoras y considera que EEUU debería contribuir a una reestructuración del mundo y especialmente e una “pacificación” del mundo árabe. Traductor para France del site por Israel de Daniel Pipes. Trabajó en American Enterprisa Institute  y en el Hoover Institution.Conferenciante para la Banque de France,miembro del comité redactor de Outre-Terre,revista de Michel Korinman.Colaboró en la obra La constitution de la liberté ,de M. Hayek ,en col. Liberalia .Fué redactor jefe de la revista Liberalia hasta 1992. Fué vicepresidente del Institut de l´Europe Libre,presidió el Institut Turgot científico. Miembro de la Alliance France- Israël de M. Goldnadel.Es autor de muchas obras de análisis político,emplea frecuentemente el término de Bat Ye´or “Eurabia”para referirse a la situación de la Unión Europea

GUY MILLIÈRE-ESCRITOR FRANCÉS

 

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s